sábado, 7 de agosto de 2010

Disentir…

image

El disenso, el verdadero, el sano, el correcto, no está permitido. No estoy autorizado, por la sociedad entera, con sus leyes y reglamentos, a disentir con la gran mayoría. No puedo darme el lujo de opinar algo diferente al conjunto de seres con los cuales me tocó convivir porque corro el riesgo de ser discriminado, relegado y hasta maltratado por esa osadía.

Si todos miran un determinado programa de televisión y yo no lo hago, paso a ser un desubicado que lo único que pretende es contradecir a los iluminados que, convirtiéndose en una masa borrosa, comentan, repiten, ensalzan y alaban las liviandades que han observado en la pantalla del televisor. Me cuesta pensar que, a una determinada hora del día, tanta gente, en forma simultánea, esté cargándose la mente con boberías y nimiedades.

Entre las numerosas maneras de discriminar, todas repudiables, la más insólita es ésta, la que te margina por ser de los pocos que no están en facebook, o no saben lo que es twitter, o no tienen celulares con camaritas, o no recorren las calles de la ciudad en una cuatro por cuatro.

Permítanme disentir cuando no estoy de acuerdo con algo. El disenso es una costumbre saludable que, por seguir a quienes supuestamente marcan el rumbo, se ha ido perdiendo. En muchos casos se lo malinterpreta y el que disiente pasa a ser alguien a quien sólo le gusta contradecir y enfrentarse a los que piensan diferente. Disentir no significa pelear ni chocar, sino simplemente pensar de otra manera sin que eso signifique que los pensamientos, tanto de uno como de otro, sean malos.

Recuperemos el disenso, no caigamos en el facilismo de consensuar como excusa para evitar la discusión en defensa de nuestras ideas. Si alguien no está de acuerdo con lo expresado que lo diga y será respetado, como corresponde.

20 comentarios:

dondelohabredejado dijo...

Es así, como decís, la sociedad no permite el disenso.
De chiquitita siempre estuve al margen de todo, en las minorías, y me fui acostumbrando.
En la primaria me llamaban contestadora, en la secundaria contestataria...
Hace poco, alguien me trató de "intelectualoide" porque no me gusta Tinelli, ja ja
A veces se pagan costos, pero es mejor expresar lo que se piensa y no sentirse mal con una misma.
Al fin y al cabo, la vida nos va juntando con otras ovejas negras y nos enteramos que nunca estamos solos.
Besitos.

dondelohabredejado dijo...

Es así, como decís, la sociedad no permite el disenso.
De chiquitita siempre estuve al margen de todo, en las minorías, y me fui acostumbrando.
En la primaria me llamaban contestadora, en la secundaria contestataria...
Hace poco, alguien me trató de "intelectualoide" porque no me gusta Tinelli, ja ja
A veces se pagan costos, pero es mejor expresar lo que se piensa y no sentirse mal con una misma.
Al fin y al cabo, la vida nos va juntando con otras ovejas negras y nos enteramos que nunca estamos solos.
Besitos.

mariajesusparadela dijo...

Disiento de tu deseo. No puedo estar en desacuerd con aquello con lo que estoy de acuerdo. Otra vez será.

Temujin dijo...

Creo que cada uno debe vivir su vida, como le venga. Yo no estoy ni en Face, ni en tuiter ni en nada parecido y soy feliz y sin complejos,,,,

Pedro dijo...

Hay un dicho ácrata que dice textualmente:
"Cien mil millones de moscas no pueden equivocarse, come mierda"...
Yo prefiero no ser una mosca más, pero debo reconocer que cuando no estoy de acuerdo con algo que la inmensa mayoría acepta, prefiero pasar olimpicamente del tema.
¿Cobardía...? Yo no lo llamo así, simplemente no me gusta discutir por algo que no me merece la pena.

Catalina Zentner dijo...

Nunca dejarnos conducir como a un rebaño, expresarse en libertad, aunque nos cueste la pérdida de alguna "amistad". Eso me pasó y me sigue pasando.

Abrazos,

Txema dijo...

No disiento, asiento.

buen día

magu dijo...

CLARITA
Estoy de acuerdo, jaja aunque debería decir: disiento, asi empezamos la charla. Además CLARA< justo se me ocurren tantas palabras con las que podría rimar DISIENTO que ya me tenté, jaja, abrazo

FONTY dijo...

hola! cordial saludo.
tu blog se ve bien.

Espero que usted gana más éxito!

Erica dijo...

Hola, Clara! Totalmente de acuerdo contigo, a pesar de ser, en parte, víctima de la "masa borrosa". ha habido momentos en que evité el disenso nomás para no incomodar. Qué mal he hecho!

besos!

Clara dijo...

Dondelohabré: no queremos ser gente masa. Tenemos una opinión personal, que no es copia de otra... porque no nos gusta copiar.
Besos.





Mariajesus: jajaja, está bien.

Clara dijo...

Temujin: de acuerdo. Tomé otras decisiones, pero respeto tu postura. Además es lógico que así sea, pues tenemos historias, actividades y necesidades diferentes.
Abrazos.





Pedro: tampoco me agrada discutir. A veces pienso que cada uno debe darse cuenta de las cosas, a su tiempo. No digo que sea lo más acertado, pero es lo que creo.
Abrazos.

Clara dijo...

Catalina: me resisto a ser rebaño, aunque a veces duela rechazar o ser rechazado.
Cariños.




Txema: bien, muy bien.

Clara dijo...

Magú: ¡las rimas son más fuertes!, jajaja, eres una adicta a las rimas.
Te aprecio mucho.





Fonty: ok, gracias.

Clara dijo...

Erica: sí, creo a todos nos pasa o nos ocurrió alguna vez. Sobre todo, a los que no nos gusta discutir.
Cariños amiguita.

Fer dijo...

Disenso implica respeto por la opinión diferente. También implica libertad. Ultimamente noto - particularmente en este pais de ánimos crispados - que nos estamos bandeando hacia la intolerancia, la descalificiación y el "apriete", como formas de evitar todo disenso y llevar al pensamiento único (y políticamente correcto - que no implica necesariamente que sea ético).

tia elsa dijo...

Creo que es parte de lo seguro que cada uno se sienta en poder decidir "esto si, esto no", porque para eso tenemos el libre albedrio. Y si los otros no les gusta o no lo toleran,bueno es su problema no el nuestro. Besos y me opongo jua! tía Elsa.

Carla dijo...

Totalmente deacuerdo con vos Clara!
En las discusiones podemos obtener muchas cosas buenas, no es solo pelear.

Clara dijo...

Fer: sí, noto exactamente lo mismo.
Abrazos.





Tía Elsa: jaja, me lo imaginé.
Cariños.

Clara dijo...

Carla: es así. Mucha gente confunde discutir con pelear.
Besos.