martes, 24 de febrero de 2009

Aprender...


Hace poco leí en un libro lo siguiente: “Memorizamos las fechas históricas y los nombres, no la lección”. Por eso la historia se repite una y otra vez, sencillamente porque no aprendemos de ella.
Esa fue la experiencia que me dejó la escuela. Año tras año, memoricé fechas, lugares y nombres, como si fuera lo más importante, aquello que era menester guardar en “el disco rígido” del cerebro ¡Cuánta energía y tiempo desperdiciado!
Si tan sólo me hubiesen explicado que lo fundamental era recuperar el significado, los alcances e implicancias de tal o cual evento histórico, otra sería mi postura ante la vida. No digo mejor ni peor, distinta, tal vez más analítica y sincera.
Menos mal que nunca es tarde para “virar el timón”, para cambiar el rumbo de las cosas.
Leer con inteligencia, interpretar el sentido de los acontecimientos, allí radica lo substancial, lo trascendental para nuestras vidas. Lo demás es accesorio, si queda registrado, bien, si no, no cambia nada.

16 comentarios:

legivel dijo...

... e o que importa mesmo é a mudança (cambio). Sem ela, não faremos história. Que fique registada para nosso contentamento.

(Sempre tive dificuldade para as datas (fechas) e para os nomes... )

Saludos a partir de Portugal.

P´PITO dijo...

jajajajajaj
pos yo sabia la leccion y era malo para las fechas....jajajajajaja

sabia que hubo una revolucion pero cuando? quien sabe..!!

saludos.......

Clara dijo...

legivel: ¡hola, otra vez! Tienes razón, darse cuenta de las cosas y cambiar, es lo más importante.
Saludos y te espero nuevamente por aquí.


P´Pito: ¡pues mejor para ti!, quiere decir que memorizabas lo importante.
Los maestros y profesores insisten con ese sistema de enseñanza, el de obligarte a que sepas las fechas y nombres, ya deberían darse cuenta que no sirve. Ojo que existen honrosas excepciones, aquellos que piensan por sí mismos y actúan en consecuencia.

juan quintero dijo...

Yo preferia poner atencion en las clases, que sentarme a estudiar. Nunca fui disciplinado para estar quieto durante horas en un solo lugar, me aburria tremendamente, quiza por eso prefiero andar fotografiando de un lado a otro. Un abrazo.

Diego Fabián dijo...

Lamentablemente, siempre fui un buen estudiante, y para mi era fácil memorizar fechas, lugares y/o situaciones históricas...

Pero tienes razón: al final de cuentas poco importan las fechas o los lugares si no se valora el hecho en si y lo que realmente significó en ese tiempo y las consecuencias que tuvo para el presente...

Espero, fervientemente, que ese método educativo vaya cambiando con el tiempo y se enfoque en lo verdaderamente importante...

Un abrazo, querida Clara...

nieta dijo...

Totalmente de acuerdo contigo Clara.. Nunca me gustó Historia, pero con el tiempo (la madurez?) fui descubriendo otra forma de aprenderla y es a través de libros de lectura y no de texto, que logran transportarme al lugar de los hechos y dejan huella..

Feliz fin de semana..
Besos..

Modelo de Revista dijo...

Muy de acuerdo contigo Clara, creo que el sistema educativo debe modernizar sus sistemas de enseñanza porque nos apredemos fechas y lugares de memoria para repetirlos como lorito sin aprender lo escencial.

Muchas gracias por la visita al blog y en cuanto al comentario me encantò que sea largo, tu no te limites y escribeme todo lo que gustes que me has dado un muy buen tip y mas que tu lo tiene super comprobado.

Gracias y lo pondrè en pràctica.

Clara dijo...

Juan Q.: ¡qué bueno!, yo en cambio me tragué toda esa inútil carga de fechas y nombres... ¡que para colmo tampoco recuerdo su significado!, jajaja, me río porque no me queda otra.
Abrazos.



"NUNCA HE PERMITIDO QUE LA ESCUELA ENTORPECIESE MI EDUCACÍON"

*Mark Twain*


************************************************

************************************************

Clara dijo...

Perdón: EDUCACIÓN... jajaja, ya ven, soy una fiel exponente de lo que la escuela supo conseguir, jajajaja.

Clara dijo...

Fabián: estamos totalmente de acuerdo. Son muy parecidas nuestras experiencias escolares. Me costó mucho desprenderme de ese sistema de estudio y aprendizaje.
Cariños.


Nieta: justamente eso me pasó también con la historia. Ahora la encuentro tan atractiva y tan cargada de contenidos, que la leo y releo por puro placer.

Clara dijo...

Modelo: lo conveniente es que enseñen a pensar, que además de útil es más divertido.

Abrujandra dijo...

Ay Clarita, menos mal que hay muchos que viven con los ojos abiertos.
De los otros viven Su, Marcelo y ainda mais.
Besos.

Desire dijo...

No hay mejor escuela que la vida misma! Cuesta mucho sacarse los esterotipos. A mis hijos siempre les digo que traten de leer un libro por gusto y no por hacer una tarea.

Clara dijo...

Abrujandra: ... y así nos va... ojalá fuese la minoría, pero no. Justamente por eso, no los puedo ver ni en fotos a personajes como Tinelli, la Giménez y todos esos conductores de programejos chismosos ... ¡¡porque estupidizan a las personas!!


Desire: qué buena idea la tuya, fomentar el placer por la lectura en tus hijos.

La Monita dijo...

Lindo mensaje, es cierto para que gastar de mas y lo peor, en cosas q no ultilizamos, este es un buen mensaje..Gracias

Clara dijo...

La monita: las mujeres cargamos con esa mala fama, pero los hombres también suelen caer en el consumismo, ¿acaso no adquieren herramientas y accesorios que nunca ocupan?, jaja.
Estoy curiosa por conocer tu blog, así que allá voy...